lunes, 9 de abril de 2018

Don Quijote de la Mancha

DON QUIJOTE DE LA MANCHA


BIOGRAFÍA DE MIGUEL DE CERVANTES


Miguel de Cervantes Saavedra, hijo del cirujano Rodrigo de Cervantes y de Leonor de Cortinas, nació probablemente el 29 de septiembre de 1547, fiesta de San Miguel, aunque no se tienen datos seguros, y fue bautizado el 9 de octubre del mismo año en la parroquia de Santa María la Mayor de Alcalá de Henares. Es el cuarto de seis hermanos.
En 1551 toda la familia se trasladó a Valladolid; luego vivieron también en Córdoba y en Sevilla.
Nada sabemos de cierto sobre los estudios de Miguel de Cervantes, pues su presencia en Salamanca como estudiante no pasa de ser una hipótesis. También lo es que de niño asistiera a un colegio de la Compañía de Jesús, pero es difícil determinar en qué ciudad fue.
En 1566 Cervantes se estableció en Madrid. A finales de 1569 debió de ingresar en la milicia y, al año siguiente, era soldado en la compañía de Diego de Urbina, con la que luchó en la Batalla de Lepanto, donde fue herido y su mano izquierda le quedó para siempre inútil. Luego tomó parte en otras batallas por Italia y, cuando volvía a España, el 26 de septiembre de 1575 fue hecho prisionero junto con su hermano menor, situación en la que estuvo durante cinco años en Argel. Intentó fugarse en cuatro ocasiones pero no lo consiguió, hasta que el 19 de septiembre de 1580 fue liberado, cuando contaba 33 años de edad.
En mayo de 1581 Cervantes se trasladó a Portugal a la corte de felipe II. En febrero de 1582 vuelve de nuevo a Madrid. El 12 de diciembre de 1584 contrae matrimonio con Catalina de Salazar y Palacios, en Esquivias. Y en 1585 aparece su obra Galatea.
En 1587 fija su residencia en Sevilla y desempeña el humilde cargo de comisario real de abastos al servicio de Antonio de Guevara, proveedor de las galeras reales, con destino a la expedición naval que Felipe II proyectaba enviar contra Inglaterra. Esto obligó al escritor a recorrer parte de Andalucía para requisar cereales y aceite.
En 1590 pidió a Felipe II ir a América pero se le negó  siguió viviendo en Sevilla, separado de su mujer, que se había quedado en Esquivias.
El 19 de septiembre de 1592 fue encarcelado en Castro del Río acusado de vender trigo sin autorización, pero fue liberado pronto y declarado inocente.
Desde 1594 le encargaron cobrar atrasos que se debían en el reino de Granada, los cuales depositó en septiembre de 1597 en un banco de Sevilla, pero el banquero quebró y, al no poder hacer frente al pago, Cervantes fue encarcelado en Sevilla hasta principios de diciembre.
A partir de 1603 o 1604 Cervantes está otra vez en Valladolid, junto con su mujer.
La primera parte del Quijote debería de estar muy adelantada cuando Cervantes se instaló en Valladolid, y allí sin duda la terminó.
En 1606 la corte se trasladó a Madrid y Cervantes la siguió con su familia.
El gran éxito del Quijote no solo dio a Cervantes un renombre literario sino que suscitó el interés general por sus obras, que desde aquel momento se imprimieron con un ritmo muy veloz: en 1613 aparecen las Novelas ejemplares, en 1614 el Viaje del Parnaso, en 1615 la segunda parte del Quijote y las Comedias y entremeses,y en 1617, póstumamente, el Persiles y Sigismunda.
Cervantes pertenecía también a algunas cofradías y congregaciones como a la Congregación de los Esclavos del Santísimo Sacramento del Olivar o a la Venerable Orden Tercera de San Francisco.
El 22 de abril de 1616 murió Miguel de Cervantes en su casa de Madrid, 
y fue enterrado el 23 de abril. Debido a su pobreza, la Orden Tercera se encargó
del sepelio, y fue sepultado en el convento de las Trinitarias Descalzas de la
calle de Cantarranas, donde sin duda reposan todavía sus restos, sin que
haya posibilidad de identificarlos. 




PARTES DEL QUIJOTE

La más antigua edición conocida de la primera parte es la publicada por Juan de la Cuesta, en Madrid, en 1605, con el título El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, que consta de un prólogo, poemas iniciales y finales burlescos, y 52 capítulos divididos en cuatro partes.

La segunda parte se publicó en Madrid, tambien por Juan de la Cuesta en 1615, con el título El ingenioso caballero don Quijote de la Mancha, que consta del prólogo y de 74 capítulos, sin división en partes, y se pondría a la venta unos 5 meses antes de a muerte de Cervantes.
Un año antes, en 1614, había aparecido el Segundo tomo del ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, firmado con el pseudónimo de la Alonso Fernández de Avellaneda. En el prólogo de este libro apócrifo se insulta a Cervantes, quien responderá en el prólogo de la Segunda parte de su libro e incluirá, dentro de la ficción misma, numerosas referencias a la falsedad de esa novela.




ACTIVIDADES SOBRE LA LECTURA DEL CAPÍTULO I

1.- ¿Quiénes viven con Don Quijote?

Don Quijote vive con una ama que pasaba de los 40, una sobrina que no llegaba a los 20 y un mozo.

2.- ¿Por qué enloquece?

A Don Quijote le vuelve loco la lectura de los libros de caballería. Se pasaba los días y las noches leyendo y, de dormir poco y leer mucho, fue perdiendo el juicio. Fantaseaba tanto con lo que leía, que llegó a pensar que todo era cierto y esos hechos habían ocurrido a caballeros reales en otros tiempos.

3.- ¿Qué función tienen en este pasaje los contrastes y enumeraciones?

Esos contrastes y enumeraciones intentan hacernos ver hasta qué punto llegaba el desorden mental de Don Quijote, y la locura en la que estaba cayendo, perdiendo totalmente el juicio.

4.- Explica las decisiones que toma el hidalgo para convertirse en caballero andante.

Decidió recorrer mundo con sus armas y caballo en busca de aventuras y hacer lo que, según había leído en las novelas, hacían los caballeros andantes. 
Para ello limpió las armas de sus bisabuelos y se hizo una armadura. Luego preparó a su caballo y, después de mucho pensar, le puso de nombre Rocinante. Después, se puso nombre a sí mismo, Don Quijote de la Mancha.
Por último pensó que lo único que le faltaba era buscar una dama de la que enamorarse y a la que dedicarle sus triunfos. Y eligió a una moza labradora de muy buen ver de la que él había estado enamorado un tiempo. Se llamaba Aldonza Lorenzo pero él decidió llamarla Dulcinea del Toboso, nombre que según él se acercaba al de princesa y gran señora.

Lectura del Instituto Cervantes 

No hay comentarios:

Publicar un comentario