jueves, 12 de abril de 2018

Don Quijote de la Mancha II


DON QUIJOTE DE LA MANCHA


CERVANTES NARRADOR
En el Quijote se distinguen varios tipos de narradores:
-       Narrador principal: es omnisciente, está presente mayormente dentro de la obra, hasta toma actos como suyos y se hace cargo de lo que narra.
-       El narrador ficticio: es un personaje creado por Cervantes, quien traduce el libro y, además, escribe partes de él. Su nombre es Cide Hamete Benengeli, un historiador musulmán.
-       Los propios personajes: narran sus propias historias, situaciones de sus vidas o como testigos de otras.
A veces el discurso del narrador se contagia de los modos de expresión de los personajes, y en su discurso destacan las formas lingüísticas de una época, las variantes de uso y los estilos de otras obras literarias.


ORIGEN Y PROPÓSITO DE LA NOVELA
Cervantes escribió esta novela mientras estaba en la cárcel, acusado de quedarse con la recaudación de impuestos.
En el prólogo de la Primera parte de la obra, Cervantes declara su propósito inicial; “todo él es una invectiva contra los libros de caballerías”. Cervantes consideraba que estas novelas estaban mal escritas, narraban hechos inverosímiles y eran obscenas. Para conseguir la finalidad anunciada, realiza una parodia del género, y la narración caballeresca se convierte en uno de los ingredientes fundamentales del libro.
A Cervantes le espantaban los libros de caballerías y quería ridiculizarlos. Así lo pone también en el prólogo: “No ha sido otro mi deseo que poner en aborrecimiento de los hombres las fingidas y disparatadas historias de los libros de caballerías”. Decía que estas obras apasionaban de tal modo a las gentes, que las distraían de sus quehaceres y les perturbaban la razón.


CAPÍTULO II
-          ¿Crees que cuando iba hablando don Quijote consigo mismo en esta primera salida su estilo era natural y sencillo?
No, la forma de hablar de don Quijote imita el lenguaje recargado y altisonante propio de los héroes de los libros de caballerías. Destaca también por su sentido de burla o ironía. También utiliza a veces un lenguaje ya arcaico en su época: fermosura (hermosura), fasta (hasta), fuyan (huyan),…

-          Cervantes, con estos discursos de su personaje, solía burlarse del estilo altisonante de los libros de caballerías. ¿Cómo crees que lo conseguía? Señala algunos de los recursos de los que se vale.
Cervantes se burla del lenguaje empleado por los caballeros exagerando el uso del mismo. Algunos ejemplos son: “Apenas había el rubicundo Apolo tendido por la faz de la ancha y espaciosa tierra”, “pajarillos con sus arpadas lenguas habían saludado con dulce y meliflua armonía”, “balcones del manchego horizonte a los mortales se mostraba”, “mucho agravio me habedes fecho en despedirme y reprocharme con el riguroso afincamiento”, “de membraros d´este vuestro sujeto corazón, que tantas cuitas”, etc. Y también, como hemos señalado antes, con la utilización de arcaísmos: “D´esta”, “escribiere”, “habedes”, “quienquiera”, “fecho”, “ruégote”, “fermosura”.
Mediante procedimientos diversos (la exageración, el extrañamiento, la degradación pone de relieve lo que de artificioso, irreal e inverosímil incorpora el género en cuestión. Por eso, el autor tenderá a acumular temas y procedimientos de raíz humorística.


CAPÍTULO III

-          ¿Por qué crees que dice Cervantes que el ventero “era un poco socarrón”?
Porque el ventero ya conocía la falta de juicio de don Quijote y decidió seguirle el juego. Hace ver que arma caballero a don Quijote y las mozas le ciñen la espada y le calzan la espuela. Se trata de una ridícula farsa y una parodia de las solemnes fiestas que abundan en los libros de caballerías, donde el héroe es armado caballero y con un gran fervor religioso.
El ventero se burla continuamente de las acciones y palabras que Don Quijote considera como normales y correctas. El ventero solo busca “creerle”, darle juego para reírse de él más tarde. Pero por otra parte no deja de ser una ironía a la parodia que representa Quijote para los libros de caballería.

-          En la vela de armas, fíjate en el contraste entre la alucinación de don Quijote y la realidad del mesón.
Para que fuese válido, las armas del caballero se deberían poner a velar en una capilla, pero como allí no había, las pusieron en el patio y de esta manera Don Quijote permanecía vigilándolas durante todo el día. Don Quijote se tuvo que enfrentar con dos hombres que pretendían robárselas hasta que apareció el ventero y puso paz. Al final, fue nombrado caballero a la vieja usanza, y una vez acabado, las dos mujeres se quedaron sorprendidas y con ironía le dijeron a Don Quijote que le servirían de por vida aunque todo quedo en nada y se marchó.

CAPÍTULO IV

-          ¿Por qué decide el caballero volver a casa?
Decide Don Quijote regresar a su aldea en busca de dinero, ropa de recambio y un escudero, atendiendo a los consejos ofrecidos por el ventero. Pero cuando va de camino escucha un quejido y, al acercarse, encuentra a un mozo atado a un árbol  y a su señor dándole azotes. Tras esto Don Quijote trata de arreglarlo diciéndole que no le corresponde el castigo que le está dando  y le dice que lo que tiene que hacer es darle el dinero. El señor queda en darle el dinero al muchacho en su casa con  lo que Don Quijote se va totalmente satisfecho de su primera labor como caballero, diciendo al muchacho  que si esto no llegara a ser así,  que  lo buscase.

-          Don Quijote piensa que su primera aventura como caballero ha terminado victoriosamente para él, pero la siguiente le mostrará cuál es el premio que espera a los idealistas. ¿Cómo?
Después de esa primera aventura se verá envuelto en otra batalla en la que, al encontrarse con unos mercaderes, les hará jurar que Dulcinea es la más bella para poder pasar ilesos por aquel lugar, lo que desencadenará una disputa en la que el peor parado será Don Quijote, al recibir una gran paliza. Y es cuando se da cuenta de lo que le espera si intenta guiarse por lo que él piensa ya que le dejaron en el suelo sin poder moverse.


CAPÍTULO V
-          Aquí la locura de don Quijote alcanza un punto máximo. ¿Qué personajes intervienen en este capítulo y cómo se comportan?
Don Quijote, tirado y maltratado en el suelo, empezó a recordar uno de los libros que había leído para saber qué hacer, y lo empezó a recitar. Pasó por allí un labrador vecino suyo que le reconoció y le ayudó pero don Quijote le respondía con versos de los libros que había leído. A una hora en la que nadie pudiera ver al hombre con Don Quijote, entraron en su casa. Allí se encontraban su ama (que estaba furiosa por el tema de los libros de caballerías), la sobrina (que se cree culpable de lo sucedido a su tío y pide que se quemen los libros), el cura (que en un primer momento dice que hay que quemar los libros pero después va salvando algunos) y el barbero (que solo escucha). Cuando le curaron, explicó que le habían herido 10 gigantes aunque el vecino explicó todo lo que había estado diciendo durante el viaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario